#4 Kikiz: La Lucha de Loncheras

Las campanas de la iglesia de Santa Inés tañeron la hora mientras yo pedí un burrito de carnitas de una lonchera al otro lado de la calle. Yo esperé para mi comida y miré a la primera gente que estaba llegando a la iglesia para la misa en español a las seis. Detrás de mi fue el aparcamiento de Ralph’s con todo su ruido y gente preocupada con su quehaceres. Pero entre los dos, unos pies del tráfico ocupado de Vermont, fue una burbuja de paz, una lonchera que se llama Kikiz. A las cinco de la tarde solo yo y otro hombre estuvimos allí. Yo había visto esta lonchera muchos tiempos pero nunca pensaba en lo por mucho tiempo. Esto es indicativo del problema que muchos loncheras tienen en muchas partes de Los Ángeles. Particularmente en un lugar como USC, el encanto de las loncheras está superado por las “luxe loncheras.” Pero la vida difícil por las loncheras no es algo nuevo.

Según a Portnoy, la lucha de loncheras y vendedores del calle ha sido ocurriendo por más de cien años. Hoy en día, las leyes restringen la ubicación de loncheras en unos ciudades, como Beverly Hills, pero por lo general loncheras tienen mucha libertad para hacer negocios en cualquier parte de cuidad que quieren. No fue el caso hace ocho o nueve años. Actualmente, la lucha de todas loncheras y Kikiz en particular tiene un enfoque en dos cosas. Primero, la lucha entre loncheras y restaurantes y después entre loncheras y luxe loncheras.

Por lo general, la lonchera atrae gente que quiere un experiencia diferente de un restaurante. Como Portnoy mencionó, gente que quiere comer en un restaurante quiere un lugar para descansar y camareros para traen comida a la mesa y cosas como así. La lonchera no tiene ninguna de estas cosas. Mariscos Jaliscos tiene una sala pequeña con mesas y sillas para comer, pero no es una cosa muy común para loncheras. Lugares como Mariscos Jaliscos son un poco de una amenaza a restaurantes de “fast casual” como Chipotle porque sus modelo de negocios es parecido, pero porque hay relativamente pocas loncheras con lugares para descansar, no hay razón para una lucha grande entre restaurantes y loncheras. A pesar de este hecho, uños restaurantes quieren más reglas por loncheras.

La segunda lucha entre loncheras y “luxe loncheras”, un término creado por Arellano, es más serio. Particularmente en un lugar muy cerca de USC, es muy interesante para examinar la diferencia entre la popularidad de Kikiz y una luxe lonchera más popular como Kogi BBQ, Amazebowls, o Nature’s Brew. La primera cosa que me di cuenta fue diferente fue el exterior de las loncheras. Kikiz fue blanca con solo el nombre de la lonchera en el capó. Natures Brew tiene un exterior completamente de madera y Amazebowls tiene un exterior completamente morado con un diseño muy complejo. Kikiz tiene un letrero electrónico, pero parece muy barato como los letreros electrónicos en tiendas de Broadway en el centro que dice “Compramos oro”. Los exteriores de las luxe loncheras cuestan más y por eso gente asocian el exterior con la calidad de la comida. Los precios más altos también son una “garantía” en los mentes de gente que más dinero significa más calidad. Gente que trata lugares que son más modestos saben que no es siempre el caso.

La ubicación de Kikiz es otra razón que no tiene la misma popularidad que las luxe loncheras. Kikiz, y muchas loncheras, están en lugares donde por lo general solamente gente que sabe sobre la lonchera va a visitarlo. Mucha de las loncheras no tienen Twitter o otros métodos de comunicación con el mundo para anuncian sus negocios. También, Kikiz está muy cerca de Ralph’s y muy lejos de campus. Mucha de la gente que va a Ralph’s usa un coche y compra comida. ¿Porque necesita comprar un burrito o tacos cuando maneja a Ralph’s para comida? No tiene sentido. La sola gente que va a comprar comida es gente a pie y hay muy poca gente en este parte de Vermont que caminar. Amazebowls, Kogi BBQ, y Natures Brew está muy cerca de campus y está en Hoover, Jefferson, y University donde mucha gente camina y anda sus bicicletas. También University es la calle más usado por la gente de fraternidades y sororidades. Miembros de estos grupos viven en casas que tiene un programa de comida que tiene la misma comida muchas días y solo por ciertas horas. Como resultado, ellos tienen hambre con frecuencia. También esta gente tiene dinero disponible porque una fraternidad o sororidad cuesta más de mil dólares por semestre. El resultado es una tormenta perfecta por las loncheras que están allí.

La ubicación de Kikiz y otras loncheras, combina con una historia larga de opresión y sospecha sin justificación para crear un ambiente muy difícil para una parte esencial de la cultura y historia de nuestra ciudad. Ojala que más gente puede dejar a un lado su miedo y proba la comida deliciosa y económica que las loncheras ofrecen.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

La Calle Olvera: ¿Autentica o White Washed?

 

Nuestro paso a la Calle Olvera me gustó mucho. Yo ya había ido a la Calle Olvera muchas veces. Mi primera vez fue cuando tenía 7 años. Mi mama me inscribió a bailar folclórico en mi escuela y tuvimos un evento en la plaza y bailamos. En ese momento yo pensé que todo estaba decorado mexicano por el evento que tuvimos.

Regresar a la Calle Olvera me trajo muchos recuerdos por eso me gustó tanto visitar los museos. Yo nunca sabía que había museos allí. Entrando a los museos no sabía que esperar pero me imaginaba que iba a aprender mucho de la cultura Hispana. Y tenía razón.

IMG_3201

Me dio mucha tristeza cuando aprendimos de las redadas que hubo para tratar de “White wash” Los Ángeles. Me dio tristeza porque también mandaron a todos los mexicanos que eran ciudadanos de los estados unidos, tal como yo. Como dice William Deverell en su libro White Washed Adobe,

“Certainly by the late 1920s, Americans had “leveled” Los Angeles, manipulating the Mexican past and the Mexican population in countless ways.”

IMG_3197

Hoy en día si se puede ver todo el cambio que hay por todas las manipulaciones que hubo. Pero también se puede ver todos los esfuerzos de los hispanos para que Los Ángeles siga siendo un hogar para los hispanos. Y con estos dos esfuerzos de los dos lados, es inevitable que va a ocurrir conflictos. Y como dice Deverell, la historia se siguiera repitiendo,

“The story of how whites and ethnic Mexicans interact looks terribly familiar through the lens of such wartime events as the Sleepy Lagoon murder trials and the Zoot Suit riots, almost as if the clock had been turned back one hundred years to the era of the Mexican War.”

IMG_3194

Yo creo que la Calle Olvera esta en medio de ser autentica y “White Washed” porque si venden cosas que son auténticas de México por ejemplo los dulces, la comida y las carteras y fajos de piel. Pero también es uno poco exagerado. Se pude ver que están decorando para que los turistas puedan tomar fotos y sentirse que están en otro país y cultura.

La comida suele tener el mismo problema. Es autentica, pero modificada para que pueda ser un poco más “White washed” Mi grupo y yo decidimos comer en el restaurante El Paso. La primera cosa que nos sirvieron fue chips con salsa. La salsa no estaba muy buena y sabia a puro tomate y no tenía nada de chile. Si fuera una salsa autentica tentaría chiles, estuviera más gruesa y añadiría mucho más sabor a la comida.

IMG_3210

Yo ordene sopes de carnitas. Esta fue la primera vez que yo comí sopes que no fueran hechos por mi mama. Pero ya tenía mucho tiempo que mi mama no hacía y se me antojaron. A la primera vista se miraban muy ricos. Lo único que no me gusto de cómo se miraba era el queso. A mí me encanta el queso fresco y siempre le pongo muchísimo a mis sopes. Pero estos sopes casi ni tenían queso. Pero en fin, eso es mi gusto personal. Con la primera mordida seguía esperando el sabor familiar que yo conozco. Cuando nunca llego, tome otra mordida. Como tenía tanta hambre, se me hizo muy rico todo pero ya que empecé a comer más me di cuente que no estaba tan rico. Le faltaba algo, no sé si le faltaba sal o si la carne estaba seca pero no fueron los mejores sopes de mi vida.

IMG_3212

Es más, nada más me comí uno y le traje el otro a mi mama.  No le dije nada, nada más le dije que le había traído un sope. Dos horas más tarde, fui a la cocina y estaba la mitad de sope que no se comió.

IMG_3213

Para concluir, la comida no me encanto pero me gusto que hicimos el viaje a estos museos porque como dijo Deverell, “The hope is not in going back in time, but in going into the future with a greater understanding of the past and our profound connections to it.”

IMG_3205

.