Cha Cha Chili: Comida Fusión

 

Antes de hablar sobre mi experiencia esta semana, voy a discutir el concepto de comida fusión. En la lectura de Portnoy-Pilcher hay mucha discusión sobre el concepto de fusión en Los Ángeles. En mis propias palabras, la mejor descripción de comida fusión es una mezcla de culturas a través de la platforma de la cocina. El cocinero, Roy Choy dice: “This is what Los Angeles tastes like’… Convenience foods are now more typically associated with supermarkets and fast food restaurants, but the availability of ingredients and the ease of preparation can also be a motivation for culinary mixing. Comfort foods may derive from familial connections and lowbrow connections, including the use of a taco filled with Korean barbecue”(20).

IMG_5264
La Bandera de Cha Cha Chili

Visité el restaurante Cha Cha Chili este jueves con mis amigas Jennie y Marisa. Cha Cha Chili es un restaurante de fusión que mezcla la cocina coreana y mexicana. La bandera en el exterior del restaurante dice: Korean BBQ Tacos and Hamburgers. Es un restaurante muy casual. No hay reservaciones y es como un mezcla entre una lonchera y un restaurante. Digo esto porque Cha Cha Chili es muy pequeño y los visitantes ordenan la comida en una ventana como si estuviera pidiendo en una lonchera. Pero en realidad todavía es un restaurante porque no se mueve y hay mesas para sentarse.

IMG_5273
El Interior de Cha Cha Chili
IMG_5270
El Exterior de Cha Cha Chili

Me gusta Cha Chili mucho. Hay platos muy interesantes como el Kimchee Quesadilla con kimchi picante y jack y cheddar queso o el Korean Philly Cheese Steak con en rodajas finas de ternera marinado en nuestra casa adobo de Corea, cebollas caramelizadas, jalapeños a la plancha y mayonesa picante en un baguette recién horneado. En mí opinión Cha Chili mezcla la comida rápida de México y Corea que se ha americanizada. Hay quesadillas, tacos y cuencos teriyaki en el menú- comidas que son populares en Los Estados Unidos.

IMG_5269
El Menú de Cha Cha Chili

Por ejemplo, mi amiga Marisa y yo comimos una chimichanga de tofu y una chimichanga de carne. Mi otra amiga Jennie comió un cuenco de teriyaki. Pienso que esta mezcla entre comida rápida que se ha americanizada es popular porque los platos son combinaciones de comidas con que estamos familiarizados. Queremos probar los comidas porque aunque son diferentes no son completamente desconocidos a nuestros.

IMG_5281
Yo y Mi Chimichanga
IMG_5277
Las Chimichangas

Parece que Cha Cha Chili es un restaurante que es popular con personas entre los edades de 15 y 35. No vimos a nadie muy jóvenes o mayor. Cha Cha Chili es diferente de Mariscos Jaliscos porque es un restaurante estacionario de fusión. Mariscos Jaliscos es una lonchera que tiene un menú limitado a comida de Jalisco. No me malentiendes, las loncheras son fantásticas y representan una parte de la cultura de Los Ángeles muy importante. Las loncheras son los camiones de comida originales. Tienen una historia y conexión a la comunidad mexicana en Los Ángeles. Pero las loncheras han tenido muchos problemas. Las loncheras están en competencia con restaurantes tradicionales y por eso se comparan con los restaurantes tradicionales. Debido a esto, muchas personas dicen que las loncheras no son restaurantes legítimos porque pueden moverse. La calidad de la comida y el aseo de las loncheras se cuestiona demasiado. Personas dicen que las loncheras pueden contribuir al crimen en la comunidad también.

 

 

 

 

 

 

Broken Spanish- Parte de Alta California Cuisine

 

Quiero hablar un poquito sobre mi identidad. Soy de San Diego, California. Mi identidad religiosa es complicada. La familia de mi padre es judía y la familia de mi madre es católica y crié católica. Me gusta me criaron porque aunque soy católica, pasé mucho tiempo con mis abuelos judíos donde aprendí sobre judaísmo. La cultura de mi familia es interesante porque no nos identificamos con una cultura especifica. Los antepasados de mi padre eran de Rusia y los antepasados de mi madre eran de Italia, Inglaterra y Alemania. Siento que celebramos partes de cada cultura de nuestros antepasados. Por ejemplo hay un pan de Navidad de Alemania que se llama Dresden Stollen que cocinamos cada Navidad. El pan es de la región de Saxony en Alemania y es un pan delicioso con frutas azucaradas, ron y un glaseado de azúcar. Me gusta Stollen mucho porque es parte de la historia de mi familia y es una tradición. Nuestras identidades son importantes porque nos dan una manera de sentir que somos parte de algo.

se-holiday-stollen1
Stollen: Pan de Navidad

El concepto de identidad es interesante porque no hay una definición clara que dice lo que constituye una identidad auténtica. Por ejemplo este viernes visité un restaurante Broken Spanish. Yo no había oído de este restaurante. Está al otro lado de la calle de El Chollo. Visité el sitio web de Broken Spanish para aprender más sobre el restaurante y el sitio web dice que: “Broken Spanish follows the evolution of its chef, Ray Garcia. An amalgamation of the classically trained chef, born and raised in Los Angeles, with the powerful influence of a Latin upbringing. Drawing inspiration and flavors from a diverse community, Broken Spanish offers an experience that is Unique, Characteristic, and Beautiful.” Broken Spanish es un restaurante interesante porque no es similar a otros restaurantes mexicanos en Los Estados Unidos. El menú es diferente también. Por ejemplo, uno de los platos era una quesadilla con oxtail, plátano, habanero y salsa quemada. Otro plato es un tamale con cuello de cordero, hongos ostra rey and queso Oaxaca. Yo probé el quesadilla, el tamale y a mí también el queso fundido y los chochoyotes. El queso fundido tiene bacalao, quesillo y tomate asado y los chochoyotes es como una sopa con dumplings de masa, patata, ajo verde y pasilla. Mi camarero me explicó todo mis cursos a mí también. Dijo que el queso Oaxaca es directamente de el región de Oaxaca y que los cocineros preparan la masa cada mañana. Ray Garcia usa las influencias de Latinoamérica para crear los platos originales de Broken Spanish. No es comida auténtica en el sentido tradicional pero es parte la nueva generación de Alta California Cuisine.

IMG_5217
El menú de Broken Spanish
IMG_5223
El Queso Fundido
IMG_5227
Los Chochoyotes y El Quesadilla
IMG_5224
El Tamale

 

En mí opinión, Broken Spanish es un producto del fenómeno “world-systems” que E.N. Anderson discute en “Everyone Eats”. Hay una relación entre las culturas centrales y las culturas periféricas. La cultura de Los Estados Unidos es un ejemplo de una cultura central y las culturas de los países del Latinoamérica son parte de las culturas periféricas. Juntos estos países se desarrollan un nuevo tipo de cocina periferia que incluye restaurantes como Broken Spanish.

 

 

 

“Whitewashing,” Calle Olvera, y Cielito Lindo

Lo admito, cuando era niña, siempre me encantaba comer en las cantinas mexicanas de mi bario en Washington, D.C. Sus decoraciones coloridas, platos gigantescos, chips de tortilla adictivos, y mariachis, me hacían muy feliz. Mis padres sin embargo, nunca estaban tan entusiasmados de visitarlas. Ahora como adulta, entiendo porque…

Como americanos, todos hemos participado en la idea de “whitewashing.” Es “americanizar” una cultura a caber con nuestras expectativas y exagerar sus características para hacer que la cultura sea más interesante, divertida, exótica…(lo que sea). En hacer esto, solemos crear una cultura completamente distinta y quitar la autenticidad de la cultura real.

Como menciona Sylvia Ferrero en “Comida Sin Par – Consumption of Mexican Food in Los Angeles: ‘Foodscapes’ in a Transnational Consumer Society,” lo desgraciado es que ambos americanos de nacimiento e inmigrantes, participamos en esta farsa de cultura. ¿Y porque participan los inmigrantes en la mala representación de su propia cultura? Porque es lo que se vende, lo que genera ingresos, lo cual esta preferido por los consumidores. Como destaca Ferrero, para muchos inmigrantes, esta farsas de culturas les ofrecen oportunidades empresariales y de empleo. Lo que yo espero es el día en lo cual como consumidores, elegimos celebrar la cultura autentica – para que en eso, se transpiran las oportunidades económicos.

En Los Angeles, La Calle Olvera nos sirve como un buen ejemplo del “whitewashing” y de la participación de los Mexicanos. La Calle Olvera es una atracción turística popular del area downtown. En parte, puedes sostener que rinde homenaje a la cultura Mexicana y que celebra su presencia en Los Angeles. Pero al pasar un rato por la calle, es obvio que más que todo, provee las falsas representaciones de las costumbres mexicanas.

IMG_1082.JPG

Los puestos venden souvenirs turísticos como muñecas, esqueletos, camisetas, huaraches, etc. y aunque Mexicanos también visitan la calle, cada vez que la visito yo, no me parece ni para nada autentica. Además, el mural “America Tropical” de David Alfaro Siquieros – ubicada dentro de unos pocos kilómetros de la Calle Olvera – revela mas fisicamente la historia que Los Angeles lleva con “whitewashing” la cultura mexicana.

IMG_1080.JPG

Cuando visité la Calle Olvera la semana pasada, decidí comer en el restaurante Cielito Lindo. Cielito Lindo es una taqueria ubicada en la esquina de la Calle Olvera y la Calle Alameda. Este “pocho” (como lo describiría Bill Esparza) es modesto de tamaño pero supuestamente famoso por su comida. No diría yo que parece tanto un establecimiento falso como los de la cadena “El Cholo,” pero si diría que contribuye a la misma tergiversación. Su facade es tanto colorido como el de El Cholo, y aun más, fantasea con el mismo romanticismo de la cultura. La taqueria se estableció en 1934, durante cual año hubo mucho choque cultural entre los americanos con los inmigrantes mexicanos. Por eso, para poder existir, Cielito Lindo tenía que asimilarse en parte a la cultura expectativa. Su menu simple y comida no muy picante, nos revela sus conformes a las normas americanas.

IMG_1090

Comí su especialidad – dos taquitos con salsa de aguacate por $3.50. Los taquitos sabían bien – estupendos no, pero me lo gustaban. Mis única quejas fueron 1) que los taquitos no picaban y 2) que la salsa sabía más como salsa verde que salsa de aguacate. En fin, la comida fue buena para su precio. Seguro que no volveré pronto, pero te lo recomiendo si estas en el vecindario y si tienes hambre.

IMG_1086

Esta semana tengo ganas de explorar un restaurante más autentico. Iré al lado este de Los Angeles en busca de una experiencia menos falsificado y como Ferrero describe, “un experiencia mexicana para los mexicanos.”

#1 – Cacao Mexicatessen: Hecho en Eagle Rock, Inspirado por México

IMG_8784

No vivo en Eagle Rock, pero vivo cerca de la ciudad en Altadena con mi mamá y mi hermano. Hoy fuimos a un restaurante allá para disfrutar mucha comida deliciosa después de nuestro ejercicio. Tenía que probar la comida en Cacao Mexicatessen cuando Profesora Portnoy me lo recomendó y miré las fotos en Yelp. Las compartí con mi mamá y estaba de acuerdo que tuvimos que ir al restaurante prontísimo. Nuestro ejercicio este día era más resuelto que nunca; la comida de Cacao Mexicatessen era nuestra meta.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Entré en Cacao Mexicatessen sin expectativas. No estaba segura del origen de la comida—de México por supuesto, pero ¿de una región más específica? Cuando aprendí que se sirve mole, pensaba que era un restaurante oaxaqueño, pero su menú tenía mucha variedad, incluyendo una sección pequeña con el título “L.A. Style Taquería” y algunas opciones como un taco coreano. Las bebidas incluyen algunos con nombres como Azteca Mocha y otras referencias a personas indígenas. Muchas canciones en inglés suenan por todo el restaurante, las más populares de artistas como los Beach Boys y Smokey Robinson; no era música típica de un restaurante mexicano, y por eso me parecía que atraería un público muy anglo-americano. Con trepidación pero entusiasmo, mi mamá, mi hermano, y yo elegimos una combinación de tacos y papas fritas con mole.

Cuando el camarero nos llevó los platos, le pregunté de qué región es la comida del restaurante. Me dijo que es Pan-Mexicano y tiene influencia de Baja California más o menos pero hay sabores distintos de Los Ángeles también. Instantemente, me arrepentí que no ordené un taco con mariscos. Los mariscos son un alimento básico de la cultura de la comida en Baja California. Probé mis tacos con chorizo y aguacate, y en eso momento, todos mis arrepentimientos se desaparecieron.

IMG_8762
Esta foto no expresa suficientemente la belleza de estas papas.

Primero, las papas fritas con mole llegaron a nuestra mesa. Me parecían como las papas fritas americanas con chili, pero el sabor era más dulce y profundo. Las papas fritas eran salpicadas de unas semillas de sésamo en una presentación muy modesta. Mi mamá usualmente no le gusta el mole, pero en una presentación así, le gustaba mucho. ¡Este cambio muestra el poder de estos sabores! Recordé la lectura de Bill Esparza en nuestra clase, quien nos dijo que el mole en las papas fritas es algo distintamente mexicano americano. Esta característica—la fusión de la comida mexicana y americana—se hacía un tema claro de la comida en Cacao Mexicatessen. Cuando mi hermano ordenó su burrito, el camarero la preguntó si quería una tortilla de harina o trigo. Nunca he visitado un restaurante donde da la opción de trigo para las tortillas, pero luego, descubrí que las tortillas de trigo son comunes en Baja California; es un ejemplo de la mezcla de sabores americanos y mexicanos en la comida allá.

Probé los tacos después de las papas. Se pone una salsa con ajo por encima de dos aguacates fritos en nuestros tacos. También nos presentó un taco con chorizo y un huevo frito. Otra vez, pensaba en la lectura de Bill Esparza; también mencionó que un huevo frito en un taco es un concepto muy americano. Nos dijo que si le pregunta a un cocinero en México si puede poner un huevo frito en su taco, va a verle como si fuera un extraterrestre.

¡Qué bonitos eran estos tacos! Todas las tortillas eran hechas a mano también; lo sé porque vi a la mujer que hacía las tortillas y le pide una foto. No he experimentado las tortillas realmente hechas a mano a menudo, y estas son algunas de las mejoras que he probado. La textura era suave pero sólida; podía mantener su forma aún con muchos ingredientes en su piel. Los aguacates eran crujientes y frescos y complementan el cítrico en la salsa. El huevo frito explotó entre mis dientes y lavó el chorizo delicadamente, creando una mezcla fantástica de especias.

En el artículo de Pilcher sobre la historia de la comida latina en América, repite que la comida latina es una mezcla. Combina los sabores de las culturas indígenas, europeas, y también las de los Estados Unidos. Pienso que la comida de Baja California ofrece un buen ejemplo de esta mezcla porque es muy cerca de los Estados Unidos, específicamente de California, y la comida muestra la comunicación entre diferentes culturas. De hecho, Eagle Rock tiene una población significativa de latinos; son más de 40% de la ciudad, pero casi todos los clientes en el restaurante eran anglos. Es bueno que la comida refleje la diversidad de una comunidad y la historia de mezcla de culturas, pero estoy curiosa sobre la separación de estos grupos en los restaurantes—los latinos detrás del vidrio, haciendo las tortillas, y los anglos, incluyendo yo, disfrutando los tacos modernos. Siempre es una pregunta en que necesitamos pensar cuando celebramos la comida. ¿Quién la sirve, quién la come, y por qué?

Kogi: La Fusión de Los Angeles

Blog Número Cuatro

un taco de Kogi en el museo MOCA / D. Solomon

Gustavo Arellano, autor de “Taco USA,” cree que la historia de comida mexicana es, en parte, la historia de “trends.” Que la gente – frecuentemente angla, no latina – busca lo más innovadora, lo más único de la cocina. Muchas veces, busca lo más autentico, también. Pero en 2008, el nuevo “trend” fue Kogi Korean BBQ. No por su autenticidad, sino por su mezcla inesperada de tacos mexicanos con carne y condimentos coreanos. Comida “fusion” no fue nada nuevo para Angelenos – piensa, por ejemplo, en Chinois on Main, el restaurante famoso de Wolfgang Puck que mezcla cocina china con técnica francesa, establecido en 1983. Y en Little Tokyo, un lugar pequeño llamado La Chicken había hecho tacos con sabores japoneses por años antes. Pero Kogi fue una revelación para muchos. Creo que la ubicación de Kogi tuvo algo que ver. O, en verdad, su falta de ubicación. Kogi no es un restaurante “brick and mortar,” sino un camión. Lo que los mexicanos y latinos en Los Angeles llaman una “lonchera.” No nos gusta decirlo, pero loncheras – a pesar de su popularidad con la escena de los bares de la vida nocturna – tradicionalmente han sido asociadas con la gente trabajadora y pobre. Sigue leyendo “Kogi: La Fusión de Los Angeles”

La Chicken: Mexicano, Japones, y LEXUS

 

Cuando leí la tarea para esta semana, que tenemos que comer en un lugar de fusión, pensé inmediatamente en un restaurante: La Chicken. Este restaurante, situado en la Calle 1st en Little Tokyo, es una fusión deliciosa de comida Mexicana y Japones. He ido muchísimas veces y nunca me canso del sabor. Tenía que llevar Daniel, que nunca había ido, para que el pueda saber el poder mágico que esta comida tiene. Es alguna de la mejor comida que he probado en mi vida. Desde fuera y dentro, el restaurante no parece a nada especial, pero lo más importante aquí es la comida, y es todo lo que importa. Dentro del restaurante, hay una signa que dice “chicken that taste like Lexus!” No se que es Lexus, pero es delicioso.

El menú tiene una variedad de artículos. Todos los platillos tienen algo de fusión. Al principio, no parecen, porque hay platillos como “rice bowls” que son supuestamente puro Japones, pero con cada platillo viene algo al lado – una tortilla. Pensaba en el libro Taco USA por Gustavo Arellano, y el parte cuando dice que la tortilla es “the essence of Mexico.” Cuando hay una tortilla en cualquier lugar, lo asociamos con México. Así que, en este caso, como cada platillo viene con una tortilla, puedo decir que todos los platillos en el menú tiene algo de fusión. Lo que me interesa es que hay partes de la comida Mexicana, Japonés, y “Americana” también como las papitas fritas. Los “curry fries” son un buen ejemplo de la fusión de la comida Japonés y la comida Americana. Cuando iba al restaurante antes, nunca me veía esta platillo. Creo que añadieron esas fusiones Americanas para atraer un público más amplio.

Pide un taco Japonés y un burrito Japonés porque nunca había probado el burrito antes. No hay palabras para describir como deliciosos son los tacos. Las tortillas mezcladas con el pollo y la salsa Japonés, que estaba hecho en casa, le dan la lengua un sabor que mejor que cielo. El burrito era fantástico también. Tenía frijoles negros, avocado, lechuga, pollo y la salsa deliciosa. En mi opinión, esta comida tiene algo de innovación, como dice Pilcher en la lectura: “…culinary borderlands become fertile sites of innovation, as cooks borrow recipes and ingredients from their neighbors.” Pero lo que no entiendo de Pilcher es en la frase anterior, dice que la comida “police the boundaries between groups through dietary laws and stereotypes” y me parece un poco contradictorio, pero al mismo tiempo es verdad. Por eso, este me lleva una pregunta: la fusión rompe estas “leys?” O en realidad no hay “leyes” en la cocina mundial.

Es interesante. El restaurante es una mezcla de dos culturas diferentes, Mexicano y Japones, pero el restaurante esta situado en los Estados Unidos. Lo que también es interesante es que el centro de esta “fusión” es la tortilla, y este me vuelve a los comentarios de Arellano sobre la fascinación de los Estados Unidos con las cosas envueltas en una tortilla. Encuentro este fascinación en La Chicken. Me pregunto, que es La Chicken mas, Japones o Mexicano? Según Arellano, la respuesta es obvia, es Mexicano. El dice que todo lo que se envuelve en una tortilla es Mexicano, y también dice que todo lo que esta hecho por los Mexicanos es Mexicano. No si de que etnicidad era el cocinero, por supuesto era Latino pero no sé seguramente si era Mexicano. Pero si era Mexicano, de este lógico de Arellano, la comida en La Chicken es comida Mexicana. La tortilla es una buena instrumenta para la fusión. Se puede envolver casi todo en una tortilla, así que eso es el poder que tiene la comida Mexicana en el mundo.