#6: Frida Kahlo y Comida

Cuando entramos en la exhibición de arte latino en LACMA, ya pensaba en un tema para mi blog. Las tasas me parecían un buen tema; me encanta el chocolate que las personas indígenas bebían en los objetos que ahora se exponen en LACMA. Estaba tomando notas sobre la historia de cacao cuando miré el retrato por Frida Kahlo.

IMG_0967.JPG

Es un retrato de frutas con prominencia en América Latina—cocos por supuesto y también papayas. Se puede ver unas lágrimas cerca de los huecos en los cocos. Típicamente, Frida Kahlo pintaba autorretratos, pero cuando se hizo más y más enferma, sus autorretratos se convirtieron en naturaleza muerta. Algunos escolares sugieren que Kahlo dejó de pintar autorretratos porque se hizo decepcionada con su cuerpo físico. En vez de autorretrato, usaba la naturaleza muerta para comunicar sus señas de identidad.

IMG_0969
Un autorretrato de Kahlo

Los “cocos llorando” o “cocos gimientes” me interesan porque reflejan una perspectiva individual y más generalmente latina. Nuestra guía en LACMA nos dijo que la mezcla de frutas en el retrato representa el mestizaje de América Latina; comunica la influencia del mundo en la comida latina también. Al mismo tiempo, refleja definitivamente la lucha interna de la artista, cuyas lágrimas  corren por los cocos. Pienso que la comida también refleja dos perspectivas —una de la comunidad y origen cultural y la otra de la persona que la cocina o come.

Todo el mundo  que ve el arte puede interpretarlo como quiera. De la misma manera, la comida puede tener significado distinto por todos que la comen. El retrato “Cocos gimientes” por Frida Kahlo se unen ambos conceptos, y me causó a pensar en la historia de la comida latina pero también la experiencia de Kahlo cuando pintaba—su perspectiva de la comida y su vida, reflejada en su arte.