La Autenticidad en Calle Olvera y Cielito Lindo

Cuándo yo caminé por la Calle Olvera por primera vez, me sentí como si fuera transportado a un mundo diferente. Este sentimiento es muy interesante porque aunque me sentí que estaba en un mundo diferente, no sentí que estaba en un país en particular. Pienso que la idea es que cuando caminas por Calle Olvera, debes sentir como si estuvieras en México pero no sentí como si estuvieras en México.

Yo creo que Calle Olvera es una representación perfecta de “whitewashed.” Calle Olvera cuenta la pequeña historia de incorporar la cultura mexicana en Los Ángeles sin contar la historia más amplia de los mexicanos oprimidos en Los Angeles. Yo asistí a la escuela pública en Los Angeles y no recuerdo haber aprendido nunca sobre la historia de los mexicanos en Los Ángeles. Según el libro Whitewashed Adobe, por William Deverell, “LA matured by covering up these unsavory stories of racial discrimination.” Los Ángeles fue construido alrededor de “whitewashing” y los ideas de privilegio racial y étnico.

La definición de auténtico es acreditado como cierto y verdadero por sus características. El problema con la palabra auténtico es que la definición y los ejemplos de eso son subjetivos. Algo puede ser auténtico a Los Angeles mientras no es auténtico a México. Yo pienso que este es el caso con Calle Olvera. Calle Olvera se representa como una auténtica recreación de México. En la realidad, la comida y las tienditas en Calle Olvera no son los mismos que en México. Calle Olvera es más popular entre los turistas que los locales o los angelinos de México. En el libro, Food, Health, and Culture in Latino Los Angeles, por Sarah Portnory, Portnoy explica que “While Olvera Street is a symbol of the city’s long history of whitewashing its Mexican past, it also has a dual life is a symbol of the city’s long history of whitewashing its Mexican past, but it also has a dual life. Christine Sterling, a wealthy Anglo woman, designed it as an “authentic” Mexican marketplace in 1929.”

Cuándo estaba en Calle Olvera con la clase, yo comí en el restaurante Cielito Lindo. El menú estaba compuesto por solo taquitos, tamales, burritos, fajitas. Probé los taquitos porque Cielito Lindo es conocido por sus taquitos. Calle Olvera y Cielito Lindo quieren representarse a sí mismos como auténticos a México. En realidad, taquitos fueron inventada en San Diego, no en México. También cuándo yo estaba caminando por Calle Olvera, no escuché español. Solo escuché inglés y otras idiomas de las turistas. También yo vi a muchas turistas pero no vi a muchas personas de Los Angeles. Los precios de la comida y las cosas en las pequeñas tiendas eran muy carro. Dos semanas después de mi visita a Calle Olvera, nosotros fuimos a El Mercadito en Boyle Heights. Casi todo sobre El Mercadito era diferente que Calle Olvera y Cielito Lindo. El Mercadito tenía muchas pequeñas tiendas con pimientos, mole, maíz, elote, pasteles y más. En el mercado, no vi a un turista y solo escuché español cuándo estaba allí. Pero una cosa muy interesante sobre el Mercadito es que lo tenía cosas como pimientos y mole que son especialidades para los mexicanos y los americanos de México mientras también tenía cosas como Hot Cheetos con Nacho Cheese. Ferrero expliqué este concepto en su libro, Food Nations, Selling Taste in Consumer Societies. Él dijo que en los restaurantes Mexicanos, hay “a ‘dual life’ of Mexican food: standardized food for Anglos, and specialties for Mexican-Americans and Mexicans.” Esto es el caso en muchos restaurantes Mexicanos en Los Angeles. Hay una sección del menú que tiene comida de una region especifica en México y también hay una sección con los burritos y quesadillas. 


El Sabor de Oaxaca en Koreatown, Los Angeles. (Por Rachel Magnin)

El estado de Oaxaca está localizado en la región sur oeste del pacifico mexicano. Oaxaca es conocido por su comida increíble, específicamente el mole. Hay mucha variedad en la comida de Oaxaca porque hay muchas climas y culturas. El estado tiene zonas costeras con mariscos, en la región del Valle Central crece muchas verduras y en el área cerca de Veracruz hay muchas diferentes frutas tropicales. También Oaxaca tiene diecisiete grupos indigenas y por eso, hay muchas diferentes tradiciones y culturas.

Aunque la realidad que muchas de las residentes de Los Angeles piensan en burritos y quesadillas cuando están pensando en comida mexicana, la comida de Oaxaca es un poco diferente. La historia del mole se remonta a la época prehispánica. Se narra que los aztecas preparaban para los grandes señores un platillo complejo llamado “molli.”

En el día de la celebración de Martin Luther King, yo fui a un restaurante de comida de Oaxaca para almuerzo. El restaurante se encuentra en 8th st. Entre Ardmore y Irolo. El nombre es Sabores Oaxaqueños. Al otro lado de la calle, hay un mercado que se llama Jons y la calle que lo rodea es muy gris. Puedes ver en la foto que la fachada del restaurante es muy colorido y vibrante. En la calle, la fachada destaca por sus alrededores. Cuándo entré en el restaurante, me di cuenta que hay una tiendita en el frente con pequeñas baratijas y dulces. Pasé por la tienda y hablé con la anfitriona que solo hablaba español. Los manteles eran coloridos y estampados de flores y había arcos de ladrillo que separan las diferentes partes del restaurante y había pequeños adornos como velas y plumas por todo el restaurante. La música en el restaurante estaba mariachi y otros tipos de música tradicional de México. Todas los patrones en el restaurante estaban hablando español.

El restaurante fue iniciado por dos hermanos, Germán Grana y Valentín Grana. Germán estaba en el restaurante cuando yo estaba allí y él me explicó cómo él y su hermano comenzaron el restaurante en la ubicación pasada de Guelaguetza Restaurante.

El servidor sacó chips y 2 salsas tan pronto como nos sentamos. Me encantaba la salsa suave pero yo no puedo comer comida picante y por eso, no me gustaba la salsa picante. En el menú, hay secciones para Botanas, Anafres y Molcajetes, Desayunos, Caldos, Ensaladas, Mariscos, Autentica Comida Oaxaqueño, Moles, y Platillos Mexicanos. La sección de “Platillos Mexicanos” tiene comida como burritos, tacos y quesadillas; la comida que mucha gente de Norte América piensa es la comida de México. El restaurante siente un poco menos autentica a través de este sección. Yo decidí que debería pedir algo de la sección de Autentica Comida Oaxaqueño o de la sección de Moles. Le dije a mi servidor que estaba allí para una clase y le pregunté cual plato mejor encapsulado la comida de Oaxaca. El servidor me dijo que debía probar el mole y me ofreció probar los 3 tipos de mole que ofrecen antes de decidir cuál plato quería pedir. Yo probé mole negro, mole rojo y mole coloradito y me encantaba el mole coloradito. El mole coloradito tiene chiles, nueces, semillas, especias y chocolate Oaxacan. Pedí el mole coloradito con pollo y arroz. Mi amigo pedió un burrito y no tomé fotos del burrito porque no era especial. Él no es muy aventurero con la comida.

Mientras esperábamos nuestra comida, Germán sacó un pequeño plato con grillos y me dijo que los probara. Me gusta probar comida nueva pero GRILLOS, no gracias. Tenía mucho miedo, pero fui valiente y probé un grillo. El grillo estaba crujiente y salado. No quiero comerlos otra vez. Después de casi 10 minutos el servidor trajo la comida. El pollo estaba perfectamente húmedo y sabroso. Es difícil describir el mole porque nunca he probado algo así. El mole estaba dulce a la vez que también estar sabroso. Podía conocer los pimientos, el chocolate y las nueces a la vez, pero nada estaba abrumador. Cuando vi el arroz, se veía un poco simple y mediocre, pero cuando lo probé con el pollo y el mole, fue la adición perfecta. Sabía mucho mejor de lo que parecía.