Autenticidad: la comida debe hablar por si misma

En el 22 de enero, un día soleado, a las dos y media de la tarde, la calle de Olvera era más o menos vacía. Era anticipada que la calle estaría llenado con gente comprando los necesidades y había muchas tiendas de comida. A mi sorpresa, las tiendas estaban derramado con juguetes y baratijas como si la fue una regalería. La calle de Olvera asegura que la es unas de las calles mas viejas en Los Ángeles, pero la no parece tan vieja. Para una comunidad que venera si misma por su autenticidad y celebración de la cultura, no parece que la calle sirve la población local. La calle es una atracción; Según Food, Health, and Culture in Latino Los Angeles, la calle de Olvera atiende a los visitantes Anglos. La calle tratan atracar grupos diversos y por resultado, aspectos de la calle están americanizados. A modo de ilustración, cuando llegue a la calle, la primera cosa que vi era un anuncio por Mr. Churro; un restaurante que sirve hamburguesas, burritos, y helado. ¿Hamburguesas? Fui a la calle con una expectación que la calle representa la historia, cultura y autenticidad de México. Entonces, era una sorpresa a ver una carta que contiene comida americana.

Aunque, el calle tiene intenciones buenos. Su meta es “to preserve and present the customs and trades of early California”. Para celebraciones el calle es un lugar perfecto para recoger, platicar y comer. La calle de Olvera está en el parte más viejo de Los Ángeles. En sus años más tempranos, sirvió como un área de activismo político. Durante este tiempo, el calle fue descuidado y en descomposición. Christine Sterling tenía un fervor por historia y quería guardar la calle de Olvera en 1926. A pesar de los planes para demoler los edificios en la calle, ella hizo una campaña para conservar la calle y su historia. Afortunadamente, tuvo éxito.

La primera hotel en la ciudad.

Por el contrario, Boyle Heights representa la rutina de la vida cotidiana. No tiene museos para recordar la historia; la gente de Boyle Heights está haciendo la historia hoy en día. Según el artículo de NPR, Boyle Heights ha tenido un historia de protesta, empezando con el movimiento de Derechos Humanos Chicanos en los 1960s. Además, la área de Los Ángeles no es rica. De hecho, “about a third of its 90,000 residents [live] below the poverty line”. Como resulto, la población de Boyle Heights se resiste a la gentrificación. La área de Boyle Heights tiene tierra valiosa y atractiva. Entonces, forasteros quieren interrumpir la comunidad para sacar provecho. Un manifestante, quien dijo que su nombre era “anónimo” a LA Weekly, cree que el gentrificación es “urban colonialism. They move in, we move out beacuse of the rising prices here in the local economy”. También, él hizo un poster que dije “Boyle Heights No Se Vende”.

Los restos de La América Tropical

Este lucha de “artwashing” en Boyle Heights es una forma de “whitewashing” y es muy similar a la discriminación de la calle de Olvera muchos años pasados. Pintor, David Alfaro Siqueiros, ayudaba establecer el movimiento de murales mexicanos durante los 1930s cuando pintó Tropical America (La América Tropical) en la calle de Olvera. La obra representa la lucha contra imperialismo. Desafortunadamente, en un año toda la obra fue repintado blanca. Los Anglos del tiempo demostraban una supremacía blanca y mantenía barrios estrictos de privilegio racial y étnico (Deverell, 19). Como puede ver en el mural de Siqueiros, los Anglos con poder querían olvidarse de las cuentas, las culturas y las memorias de grupos que los Anglos encontraban perturbadores. Según el autor de Whitewashed Adobe, “the whitewashing was imperfectly, even crudely, accomplished…but it was nonetheless a way by which White Angelenos created distance (cultural or personal) between themselves and the Mexican past and the Mexican people in their midst” ( Ferrero, 21). Sin embargo, como el mural muestra, la cultura mexicana sobrevivía y está vivo hoy en día.

La palabra “autenticidad” contribuye a una percepción que algo es correcto o equivocado. Por ejemplo, si algo no es auténtico, no es bueno. Besha Rodell, una crítica de comida, ha observado que el término autenticidad se volvía a algo competitivo. Autenticidad está usado como un estrategia de marketing. Creo que la comida debe hablar por si misma; no necesite un título de “autenticidad”. Mientras tanto, autenticidad está “socially constructed”(Portnoy, 3). Es algo subjetivo y abierto de interpretación. ¿Cómo determina que es original? Wes Avila, dueño y chef de Guerrilla Tacos, cree que su comida es “autentico para mi”. Me encanta la definición de autenticad por el cocinero Rick Bayless: “authentic cooking means using traditional ingredients and techniques that express ‘the spirit of a particular people’”(Portnoy 4). Además, la comida es una forma de comunicación y un símbolo de identidad. Según Sylvia Ferrero, “ethnic food is also a vehicle for understanding the practices of ‘home cooking’, where food practices represent a symbolic and cultural connection with the homeland” (Ferrero, 194).

Cielito Lindo, un restaurante famoso por sus taquitos, es el icono de la calle de Olvera. No es posible evitar este restaurante: los colores brillantes, el sonido de crujido, el olor de carne y tortillas. Pienso que una consigna del restaurante es “simple”. Tiene un menú simple. La presentación de la comida es simple. En este caso, simple es bueno. No querría desmerecer los sabores y la historia de los platos. Hace las tortillas de materias primas y usa aguacates maduros por su salsa de aguacate famoso. Cielito Lindo ha continuado usar la misma receta desde el restaurante abrió en la calle de Olvera. Este práctica reitera las palabras de Ferrero. No pudo probar los taquitos, así que pedí el burrito de soyrizo y papas.

Cuando visité Boyle Heights, fui a dos restaurantes: Marisco Jalisco y Milpa Grille. Los dos son muy diferentes pero tienen una semejanza subyacente. La comunidad y la gente son el punto de fuga. Para Mariscos Jaliscos, el dueño, Raul Ortega, se apega a sus raíces mexicanos y sirve marisco delicioso en una manera tradicional pero no convencional. En el artículo “How America Beacme A Food Truck Nation”, Ortega dijo “we do the shrimp tacos the way we did them in San Juan de los Lagos. Everybody associates seafood with the ocean, but my hometown is not by a beach. I’m going to keep the recipe in the family, with my daughters”. A primera vista, la lonchera modesta no parece especial; sin embargo, Mariscos Jalisco da sus clientes una experiencia. El servicio de atención al cliente era buena y la comida era fenomenal. Pedí el cajero si tienen opciones veganas y me recomendó algo que no estaba en el menú. Comí una tostada cubierto de aguacate fresco y un pegote de su salsa de taco famosa. La aguacate suave felicita a la tostada crujiente y la salsa añade sabores dulces y picantes. Por no hablar de la frescura del cilantro era increíble. La frescura elevaba el plato.

¡ La tostada magnífica!

Milpa Grille, también, no es convencional pero mantiene raíces firmas en la historia de comida mexicana. El restaurante está en el calle de Cesar Chávez, el corazón de Boyle Heights. Milpa Grille enfoque en una versión de comida de México precolombina. El menú presenta ingredientes conocido como “tres hermanas”. Maíz, frijoles y calabacita eran las comidas principales para los mesoamericanos. No tenían arroz, cual volvía un parte grande de la comida de México hoy. Entonces, es un poco extraño se acostumbra. La dueña Deysi Serrana insiste en sirviendo platos deliciosos y saludables a la comunidad. Además, quería sus clientes proba la historia. Cuando visité, Deysi hizo un tazol pequeño vegana para mí. Lo me recordé de la cena que cocino típicamente, pero con más sabores por supuesto. El maíz y la calabacita eran chamuscados y tenían un sabor ahumado. Espolvoreado con zanahorias y pimientos, los frijoles negros eran encantadores. Para completar el plato, habían cebollas de vinagre. ¡Regresaré indudablemente!

3 respuestas a “Autenticidad: la comida debe hablar por si misma

  1. sarinaka7

    Creo que la degradación de la autenticidad de la Calle Olvera es un tópico interesante. Por un lado, siempre será asociada con una histórica rica y auténtica. Pero con la atracción de turistas, lo que debe ser celebrado de Olvera afecta su realidad. Los clientes de la atracción ha introducido una dieta más americana que mexicana.

    En la discusión sobre Boyle Heights, estoy de acuerdo con el hecho de que la gente crea la historia cada día. Es un lugar menos viejo, pero uno que está formando su historia en el presente. La vida cotidiana es explicado en una manera muy vivida con su uso del primer persona y me gusta el efecto que tiene en el lector. Había descripciones de la comida y la gente local, lo cual lo conecta para formar un imagen total de la importancia de comida en la vida cotidiana y el lugar de autenticidad en un ciudadano normal.

  2. Victoria Martinez

    ¡Su descripción de la calle Olvera al principio fue muy interesante! He estado en la calle Olvera muchas veces y sentí como si la viera por primera vez con todas las descripciones. Supongo que no me había dado cuenta de lo extraño que es ver un lugar que vende hamburguesas en una calle tan histórica.
    También me encantó tu descripción de la tostada. Como no tuve la oportunidad de probarlo, ¡creo que hiciste un gran trabajo describiendo algo diferente en su menú!

  3. Sarah Portnoy

    Emily,
    Buena descripción de tu experiencia, pero me costó trabajo entender tu blog.

    Intenta NO traducir directamente del ingles–es muy difícil entender lo que has escrito. Intenta escribir directamente en español usando el vocab que ya conoces.
    Hay muchos errores aquí que lo hace difícil de leer:
    La calle tratan atracar (calle–singular, tratar DE, atracar NO es una palabra, atraer)
    “En el 22 de enero (no se usa en, sólo EL 22), un día soleado, a las dos y media de la tarde, la calle de Olvera era (ESTAR–estaba–variable) más o menos vacía. Era anticipada que la calle (Anticipada por quién? SUJETO?) estaría llenado (llena–full) con gente comprando los (LAS) necesidades y había (there would be–habría–conditional) muchas tiendas de comida.
    A mi sorpresa, las tiendas estaban derramado con juguetes y baratijas como si la fue una regalería.(qué significa LA aquí? LA is an object, not a subject, como si fuera) La calle de Olvera asegura que la es unas de las calles mas viejas en Los Ángeles, pero la no parece tan vieja.(una calle no puede asegurar, sólo una persona, qué es LA??)
    Como puede ver en el mural de Siqueiros( Sujeto? No hay uno aquí), los Anglos con poder querían olvidarse de las cuentas, (cuentos/historias, cuentas son bills)
    el término autenticidad se volvía a algo competitivo. ? No entiendo esto
    No pudo probar los taquitos (yo–pude–conjugation)
    Entonces, es un poco extraño se acostumbra”–No entiendo
    Lo me recordé? No entiendo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s