Cocina tradicional Yucateca en el Chichén Itzá de Los Ángeles (Por Dani Endlich)

Solo minutos desde USC, hay un mercadito llena de colores, vendedores graciosos, y comidas increíbles que se llama Mercado La Paloma. Mis amigas y yo decidimos ir allí porque nada de nosotras habían probado la comida desde el restaurante Chichén Itzá, que ofrece comida tradicional desde Yucatán, una región de México en la península. El nombre del restaurante proviene del famoso templo Maya en Yucatán. La comida de Yucatán es distinto de la comida del resto de México porque tiene influencias de las tradiciones mayas, así como del Caribe, España, el norte de África, el Medio Oriente y otras partes de México. Estábamos emocionados de probar esta comida nueva, y nos pusimos de humor para nuestra aventura de comida hispana con nuestra música favorita en español del momento, como las canciones de Natalia Lafourcade y Ana Tijoux.

Mis amigas, Erin, Courtney y Katie entran el Mercado La Paloma.

 

Al llegar fuera del mercado, me alegré de ver que pudimos estacionar nuestro coche fácilmente. Estacionar un automóvil en Los Ángeles es un problema que me estresa constantemente, así que me alegré de que nuestro viaje al mercado no se había visto afectado por eso. Cuando entramos al mercado, fuimos recibidos por los colores brillantes de las tiendas, las decoraciones de papel picado y los manteles de Chichén Itzá. Un hombre amistoso sentado en una mesa cerca de la entrada sonrió y nos ofreció muestras de pastel de queso mascarpone. Dimos un paseo por el mercado antes de entrar en la fila en el restaurante, y nos encantó por los hermosos artículos para la venta y la variedad de la cocina.

Los colores brillantes del mercado.

Aunque mis amigos y yo visitamos el mercado a una hora inusual para comer, ya había muchos clientes comiendo en las mesas y esperando en la fila – esto me aseguró que la comida era deliciosa. Todos los clientes eran diferentes tipos de personas de diferentes grupos demográficos, y noté esta diversidad, que el propietario, Gilberto Cetina, dijo que proviene de la combinación de yucatecos, mexicanos y anglos, principalmente de USC.

La fila en Chichén Itzá.

Nos unimos rápidamente a la fila y comenzamos a leer el largo menú. Pedí primero, y escogí el “Poc Chuc” de la parte “Platos Fuertes” del menú, donde la comida se describe así: “Rebanadas finas de hombro de cerdo, cocidas sobre carbón de mezquite, marinado con jugo de naranja agria servido con cebolla roja asada, salsa de tomate asado, aguacate, puré de frijoles negros, tortillas de maíz y chorizo de longaniza hecho en casa.” Leí sobre este plato en la Red, y aprendí que el nombre del plato está compuesto por dos palabras mayas: “poc” significa tostar y “chuc” significa carbón. Debido a esto, esperaba que la carne tuviera un sabor ahumado. También pedí una bebida que se llama Jamaica, que es un tipo de té hecho con la flor hibisco, y es muy popular en México. El cajero fue muy amable y me felicitó por la correcta pronunciación de mi pedido.

El menú de Chichén Itzá.

Mis amigas pidieron después, y todas escogieron algo diferente para que pudiéramos probar muchos platos diferentes a la vez. Katie pidió la “Cochinita Pibil”, que es cerdo marinado al horno sazonado con achiote, jugo de naranja amarga y otras especias, tradicionalmente horneado en un hoyo, en hojas de plátano. Según el chef Gilberto Cetina, él imita el proceso de cocinar la carne en un hoyo en esta manera: él marina el cerdo por 24 a 36 horas, y luego pone la carne en un horno frío durante 10 horas con una bandeja de cenizas calientes debajo. Creo que es muy interesante y impresionante cuando los chefs pueden recrear platos tradicionales usando diferentes procesos de cocción.

Luego buscamos una mesa, y finalmente escogimos una mesa larga que compartimos con múltiples grupos de personas. Me encantó la idea de compartir una mesa con otros porque parece que todos compartimos una experiencia, aunque somos extraños. Entonces, un mesero me trajo mi bebida y comida muy rápido, y yo quedé impresionado de inmediato por la presentación, los olores y la frescura de los ingredientes en el plato.

Pedí el “Poc Chuc”.

Incapaz de esperar a que mis amigos reciben su comida, probé mi primer bocado, que yo compuse cuidadosamente para incluir la cantidad máxima de sabores. Una explosión de sabor ocurrió en mi boca: el cerdo estaba perfectamente sazonado, salado con un acabado ácido, equilibrado por el puré de frijoles negros y la salsa de tomate. En mi próximo bocado, incluí todos los ingredientes en una tortilla recién hecha y muy caliente, y la calidez de la carne y la tortilla, así como la picante del chorizo fueron poderosas, pero también se desvanecieron con la frescura del aguacate y las cebollas. El equilibrio en sabores, temperaturas y texturas fue perfecto.

Por supuesto, también probé la famosa salsa habanero, que salió de la botella muy lentamente – cuando me di cuenta de esto, supe que el calor de esta salsa era serio. La salsa era muy picante, y bebí mi jamaica más rápido de lo que esperaba, así que tuve que tomar una taza extra de agua para terminar mi comida. Aun así, la salsa era deliciosa y complementó muy bien la carne.

Erin y yo con mi comida y la famosa salsa habanero.

Después de mi visita a Chichén Itzá, yo estaba muy satisfecho y lleno, y no me sentía cansado o débil en absoluto. En general, ¡la comida fue increíble y ya no puedo esperar para llevar a mis amigos de vuelta para comer más deliciosa comida yucateca!

Toda de nuestra comida, incluyendo la Cochinita Pibil y el Tikin-Xic.

 

Una respuesta a “Cocina tradicional Yucateca en el Chichén Itzá de Los Ángeles (Por Dani Endlich)

  1. Sarah Portnoy

    Dani,
    MUY buena descripción de tu comida con muchos detalles interesantes sobre el significado de los nombres de los platos. Parece que la pasaste muy bien con tus amigas.

    CUIDADO con gender agreement:
    porque nada de nosotras habían(agreement con nosotros) probado la comida desde (DE-no desde, significa since) el restaurante Chichén Itzá, que ofrece comida tradicional desde(DE) Yucatán
    yo estaba muy satisfecho(A) y lleno(A), y no me sentía cansado(A)

Responder a Sarah Portnoy Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s